Ganarse el respeto de un continente

2374

Compartir artículo:

El termómetro del crecimiento del fútbol colombiano no debería ser el desempeño de la Selección en los mundiales. En este caso, Colombia podría tener dos malos partidos contra Polonia y Senegal, equipos que tienen grandes jugadores, quedar eliminada en primera ronda en Rusia, y de ninguna manera ello representaría el verdadero estado de salud de nuestro fútbol. En cambio, el fichaje de Yerry Mina al Barca, junto a carreras brillantes en Europa de jugadores colombianos, sí son un mapa real e ilustrativo del ascenso de nuestro país en la pirámide mundial de este juego.

 

banner-tiendasacojpg_300x250_300x250

 

Que un central llegue al club que ha sido el paradigma en el siglo XXI del fútbol como juego que evoluciona y cambia, es un evento de muchísimo valor. Siempre tuvimos talento en ataque. Volantes creativos. Velocistas desequilibrantes. Delanteros asesinos. Pero, ¿centrales de primer nivel mundial? No ha sido el caso. Iván Ramiro Córdoba en su momento. Ahora, Mina y Dávinson Sánchez, según sus condiciones y actualidad, pueden ser la pareja de centrales de Colombia para la próxima década. Una maravilla. Cristian Zapata, más allá de sus limitaciones técnicas, lleva años jugando en Italia. No todos aguantan ese pulso.

 

También puede leer: El Mina del Barca

 

Y si recorremos cada lugar de la cancha encontramos casos extraordinarios. Santiago Arias cada día es un mejor jugador. Se le valora mucho en Holanda. Duele ver a David Ospina casi siempre en el banco. Sí. Duele. Pero ningún arquero jugó tantos años en la Premier League. En uno de los mejores equipos. En el lateral izquierdo hay un cohete que fue pieza clave del Boca campeón. Boca ya lo tasó en 10 millones de dólares. Tiene nivel para jugar en Europa en una gran liga sin duda. Lo de sus compañeros tampoco es menor. Cardona y Barrios son de alto vuelo. Tienen cupo en este Boca millonario que ya ficha como europeo.

 

banner-tiendahoddie_300x250

 

La delantera del Villarreal es colombiana. Bacca y Roger Martínez podrán armar una linda dupla en un club que lleva años jugando muy bien al fútbol. Jaison Murillo antes de su lesión estaba haciendo una temporada sensacional en el Valencia, el equipo revelación de esta temporada. Cuadrado en la Juve aporta la chispa, el cambio de ritmo. Él y Dybala son los distintos de la Vecchia Signora. Lo de James en el Bayern es maravilloso. Con menos gol pero más apropiado del juego es el Kroos del Bayern. Y lo de Radamel, para lo de Radamel sencillamente no hay palabras. Dueño y capitán del Mónaco. El mercado deshueso al campeón de Francia, y el Tigre, sin embargo, mejoró sus estadísticas en el área.

 

Se nos quedan por fuera otros casos notables: Duvan Zapata, Giovanni Moreno, Muriel, ‘Cucho’ Hernández, Lerma, Izquierdo, entre otros. El jugador colombiano no solo apunta alto. Piensa en futuro. No es cortoplacista. Llega a la élite, y no se queda  una o dos temporadas como los casos destacados de las generaciones anteriores. Estos son profesionales jugando y durmiendo. Viven por y para su profesión. El futbolista colombiano se ha ganado otra consideración. Ya no es el aventurero que viene a probar suerte. Es un molde de calidad. Contrastado en el primer nivel.

 

También puede leer: El salto al vació de Rueda en Chile

 

Foto: eltiempo.com


Lo más leído